Publicaciones

Prevención sobre Pie Diabético – Cómo comprar calzado 

-Por: Silvia Althabe, Podóloga.-

La ORGANIZACIÓN MUNDIAL DE LA SALUD (OMS) junto a la Federación Internacional de la Diabetes (IDF) en consenso internacional sobre el manejo del pie de la persona con diabetes dice:
“Las afecciones en los pies son una de las complicaciones más graves y costosas de la diabetes Mellitus”.
La prevención de lesiones dependerá del grado de conocimiento que posea la persona en cuanto al correcto cuidado del pie.

La ORGANIZACIÓN MUNDIAL DE LA SALUD (OMS) junto a la Federación Internacional de la Diabetes (IDF) en consenso internacional sobre el manejo del pie de la persona con diabetes dice:

“Las afecciones en los pies son una de las complicaciones más graves y costosas de la diabetes Mellitus”.

La prevención de lesiones dependerá del grado de conocimiento que posea la persona en cuanto al correcto cuidado del pie.

– Claves del auto cuidado:

Inspección y palpación diaria del pie
Lavado diario con un secado meticuloso especialmente entre los dedos
La temperatura del agua debe ser inferior a 37 grados
No usar productos químicos para eliminar callosidades
Evitar caminar descalzo
El corte de la uña debe ser recto y limado de los bordes con lima de cartón
Si la visión está deteriorada no intentar tratarse los pies por sí solos
Usar cremas hidratantes y reconstituyentes para tratar la piel seca pero no entre los dedos
Usar medias de algodón sin costuras en relieve ni elásticos que compriman, en lo posible de colores claros
Cambiarse las medias diariamente
Concurrir periódicamente a consulta para que un profesional entrenado examine y trate sus pies
– El calzado:

Debe adaptarse al pie y no al revés
Sin costuras en su interior
Liviano
Acolchado
No deben apretar ni ser demasiado holgados, con suela antideslizante con celdas de aire
Termoadaptable
En el caso de deformidades, pensar en calzado especial y/o plantillas de descarga
Si existe úlcera previa, usar calzado ortopédico a medida
– Recordar:

Los cuatro pilares de la prevención en el cuidado del pie

Inspección periódica
Evaluación del grado de riesgo
Educación programada
Tratamiento profesional
A la hora de comprar calzado lo primero que tenemos que saber es que ningún pie es igual a otro, ni siquiera nuestros propios pies son iguales.
Puede haber diferencias de largo, ancho, altura de arco y del empeine.


Calzado
Hay que considerar también que no vamos a calzar lo mismo siendo adultos, ya que a medida que pasa el tiempo el pie cambia tanto en largo como ancho.
Al comprar calzado hay que recordar que hay varios tipos morfológicos de pie, y que cada uno responde de distinta manera al calzado

Los arcos:
Tenemos que determinar si tenemos un arco normal, plano o cavo. Un buen calzado tiene como misión cuidar y corregir algunas fallas en la biomecánica del pie (si las hubiere) y prevenir en alguna medida las lesiones, de esta manera mejora la resistencia de los músculos, la alineación de las articulaciones y la irrigación de la pierna.

Calzado


El talón:
Se debe observar el desgaste de la suela y el grado de inclinación de los talones vistos desde atrás juntando el par.

Calzado


El taco:

Considerar que la altura del taco esté directamente relacionada con la distribución del peso en la dinámica de la marcha, de lo contrario puede lesionar articulaciones fundamentales del aparato locomotor (tobillo, rodilla, cadera, columna vertebral).

Calzado
Elección del calzado:

Independientemente de la marca o el modelo que se trate, el calzado debe cumplir con los siguientes requerimientos.

Estabilidad: Debe aportar la estabilidad adecuada a los tobillos y pies en cada fase de la pisada, especialmente en la fase de contacto o impacto del talón sobre el suelo e inmediatamente después, cuando el tobillo realiza el famoso movimiento de pronación. Deben limitar los movimientos excesivos de los tobillos y pies, específicamente en la zona interna del talón y en la zona media e interna de los pies.
Amortiguación del impacto: Dados los traumatismos repetitivos generados cada vez que los pies hacen contacto con el suelo al caminar, el calzado debe aportar una adecuada amortiguación, especialmente en la zona del talón, durante el primer contacto y en la zona de los metatarsos al momento del despegue. Estas dos primeras premisas se refieren al carácter o función preventiva que debe tener el calzado, ya que previene lesiones en huesos, tendones, articulaciones y músculos a lo largo de todo el cuerpo y no únicamente en las extremidades inferiores.
Distribución de la carga: Deberán tener canales de flexión en la parte delantera de la suela para que se adapte a la articulación del metatarso (donde nacen los dedos). Con barra de torsión que evita las torceduras y hace que la parte anterior y posterior del calzado trabajen en distintos tiempos.“El calzado debe cubrir los requerimientos específicos de estabilidad, amortiguación y distribución del peso que demandan los tobillos y pies de cada persona. De lo contrario sólo se tendrá la certeza de haber adquirido los más caros instrumentos de tortura, que sin duda afectarán el rendimiento físico e intelectual a lo largo del día”
A la hora de comprar…preguntar:

Por ejemplo: Soy diabético, y paso muchas horas de pie ¿Qué calzado me recomienda?
Mi médico me indica realizar caminatas tres veces por semana ¿Qué tipo de zapatillas son las adecuadas?
Uso plantillas y tengo una reunión formal ¿Cuál seria el zapato correcto?
Transpiro mucho ¿Qué materiales serían los adecuados?
Son las preguntas que nos van a llevar a buen puerto, siempre y cuando el vendedor pueda orientarnos, razón por la cual es recomendable recorrer varios puntos de venta y comparar diferentes marcas antes de tomar la decisión.

Tener en cuenta:
Existen hoy en el mercado argentino materiales de última generación en la fabricación de calzado, como por ejemplo: suelas con aire, aire encapsulado, aire circulante, siliconadas, EVA, poliuretano de alta y baja densidad, resinas termo moldeables antibacterial etc., diseñados especialmente para cada actividad (Sport, vestir, tiempo libre).

Los cuatro pilares de la prevención en el cuidado del pie
Inspección periódica
Evaluación del grado de riesgo
Educación programada
Tratamiento profesional

Recuerde:
Compre con los pies, no con los ojos. Analice siempre los componentes del modelo que tenga en sus manos y determine si cumple con los requisitos que necesita. Independientemente de la atención del vendedor que le quiera ofrecer un modelo, usted cuenta ahora con los conocimientos suficientes para realizar una correcta elección.

Silvia Althabe
Podóloga
silvialthabe@yahoo.com.ar

Contacto

Medicina Integrativa

Agenda Diabaid

Cobertura Médica

Dirección

Paraguay 1570. CABA Arg.

Teléfono 
  • 4813-9410 / 4813-4173 

This